Construye tu idea con la opinión de tu cliente

Uno de los mayores miedos que tienen las personas que están emprendiendo, es salir a la calle y comprobar si realmente para esa idea que tienen en mente, hay un mercado real. Es por esto, es necesario validar tu idea. ¿Cuánto tiempo llevas con la idea en mente? ¿Cuánto tiempo la llevas desarrollando? ¿Crees que todavía no está suficientemente bonita para mostrarla?

Es el momento… ¡Sal a la calle, es hora de validar tu idea!

Las respuesta que estás buscando, las dudas que te surgen y sobre todo, saber si realmente el proyecto en el que trabajas soluciona un problema real, están dónde está tu cliente.

Por eso, en este post, te quiero compartir como en 5 pasos, podrás avanzar más rápido que varios meses metido en ese garage o cueva, donde te has metido a emprender y hasta que no tengas el producto/servicio perfectamente desarrollado, no piensas salir.

Cuando decides hacer un test de mercado, debes ponerte la bata de científico, porque estás en un momento en el que lanzas hipótesis sin saber, si son ciertas o no.

Antes de comenzar a realizar el Test de Mercado, hay un trabajo previo que deberás tener realizado. Por un lado, el modelo de negocio, a través de la metodología lean startup, y por otro, un estudio de mercado.

Una vez que tengas estas dos cosas, vamos a validar y realizar el test de mercado:

  1. Hipótesis

¿En qué momento estás?, ayúdate del modelo de negocio y define la hipótesis. ¿lLa hipótesis a crear es en relación al cliente, a la necesidad o problema, a la solución…?

Hay un segmento de cliente que has detectado, ¿realmente tienen el problemas que has detectado?, ¿se lo solucionas con tu propuesta?, ¿pagarían por ello?, estas son las preguntas que te debes hacer y plasmar esa hipótesis en una o dos frases.

  1. Producto Mínimo Viable (MVP)

Una vez que tengas la hipótesis definida, es el momento de construir gastando poco dinero y con el menor tiempo posible. En este punto, no buscas el producto perfecto y definitivo, lo que estás buscando es transmitir el valor de tu idea/propuesta con la ayuda del MVP a tu futuro cliente.

Un test de mercado no es para vender, sino para aprender y que puedas incluir ese aprendizaje en el proceso de construcción del producto/servicio. 

Para prototipar, según si es un producto o servicio, tienes diferentes herramientas:

Si vendes productos, puedes realizar prototipos con la ayuda de herramientas tradicionales como cartón y papel, utilizar impresoras 3D o coger las piezas de lego de tu infancia y darles una nueva vida.

Si ofreces servicios:

  • Customer Journey Map, te recomiendo esta web (touchpointdashboard.com) que te ayudará a realizarlo y es gratuita.

 

  • Vídeo animado, que te ayuden a contar la experiencia, para este te recomiendo videolean o powtoon.

 

  • Infografía, también podrás poner los pasos que da el cliente, por ejemplo. Para crear estas infografías, soy fan de canva.

Si tu idea es una web o una app, puedes realizar rol play, simulación de la experiencia del usuario o realizar mockups con los que el usuario entienda los pasos a dar dentro de la app o la web. Para realizar los mockups, en invision los puedes hacer.

  1. Puntos de interés

Lo que quieres, es tener la opinión más real posible de la persona con la que estás hablando. Por esto, hay que evitar ir con una hoja de preguntas y hacerlas de manera automática. Tampoco, hay que empezar poniendo en lugar a la persona con una frase de este estilo: “Hola, tengo un proyecto emprendedor y te quiero hacer unas preguntas a ver si mi idea es buena o no…”, esto hará que la persona que tienes enfrente responda lo que cree que tu quieres oír.

Define, cuales son los puntos de información que necesitas conocer de las personas con las que vas a hablar, esos puntos de información que necesitas (hábitos de consumo, alternativas de cómo soluciona el problema que has detectado, edad, saber si entiende el prototipo que has realizado,…), llévalos anotados, y construye una conversación dónde guíes a la persona para que vaya dando respuestas.

La actitud que debes tomar es de escucha activa, te interesa saber su opinión sin juzgar ni tratar de defender tu idea.

Una vez termines de hablar con cada persona, tómate varios minutos para anotar las respuestas que te ha dado e información que pueda ser relevante, este ejercicio es importante realizarlo cada vez que termines de hablar con una persona, ya que es demasiada información la que obtendrás y si no perderás mucha por el camino.

  1. Métricas

Define antes de salir a hablar con el mercado, cuáles son las métricas que vas a analizar y con las que vas a decidir si la hipótesis que has creado es cierta o nula.

En base a los puntos de información que has seleccionado, crea métricas que sean concretas y orientadas a la ejecución. Es importante también, que definas el número de personas con las que quieres hablar y según el número de respuesta positivas o negativas, cómo van a influir en tu decisión final.

Después de todo el trabajo realizado, esta es la parte más importante, medir y saber analizar toda la información que obtendrás.

  1. Contacto con el mercado real

Para terminar, es hora de recoger todo el trabajo que has preparado, poner tu mejor cara y cargarte de energía positiva para ir al mercado real.

¡Sales a escuchar y a aprender!

Primero debes preparar tu estrategia, elegir el lugar dónde lo vas a realizar, el momento en el que será, los contactos que puedas necesitar y todas aquellas cosas, que te ayuden a realizar el test de mercado en las mejores condiciones.

La recogida de información, la puedes realizar en diferentes lugares. Hemos hablado de salir a la calle y al mercado real, pero también lo puedes realizar a través de las redes sociales, de un crowdfunding , focus group, una feria o un espacio cedido. Según la fase de validación en la que te encuentres.

También deberás de tener en cuenta, un plan b, ya que aunque tengas todo preparado y organizado puede que ese día esté lloviendo en la calle, que de la lista de correo electrónicos que tienes para enviar un e-mail no te conteste nadie o que la feria a la que ibas a acudir con tus productos, la cancelaran.

Una vez termines de realizar el test de mercado, de analizar con las métricas que has seleccionado, deberás de comprobar si esa hipótesis es cierta o si tienes que reajustar tu propuesta y volver a salir al mercado.